Sin datos del autor

Primer Tren de la Mañana, Japón,1964 (el fotógrafo sentía que soñaba)

Esta deprimente imagen media entre la lluvia negra y el primer lugar en suicidios a nivel mundial. Hace unos 30 años, Japón llegó a ser también el mayor productor y consumidor de Sex Doll’s en el mundo, lo que puede interpretarse como un dramático síntoma de soledad colectiva, y ahora satura los canales porno de internet con videos de violaciones sexuales en el metro, donde las víctimas son siempre mujeres, casi todas colegialas, nunca hombres.

La historia narrada por la película The Sea of Trees (Mar de árboles, o El bosque de los sueños), de Gus Van Sant, tiene lugar en el “bosque del suicidio”, que existe en realidad y al que acuden los japoneses para quitarse la vida.

Anuncios

Poemas breves: 15 mejores

Causa y efecto

El reflejo en tus ojos
es la jaula inasible
del pájaro que miras
cuando posa
más o menos consciente
de sí mismo
nunca de su reflejo
cuando levanta el vuelo
lo hace también tu mirada
como un espejo con alas
y la jaula se hace cielo

Identificación

Desnudos en la playa
sin dejar de mirarnos
ella trenzando espigas
yo mojando los labios
nos identificaba
el deseo momentáneo
de que ardiera en llamas
una lancha en el pantano

Vigilancia

Cuando los perros ladran
mientras dormimos
nos alertan de intrusiones
inasibles intangibles
entes etéreos
pesadillas inminentes
que amenazan la paz
de nuestros sueños

Mujer nueva

Cuando sonríe su mirada
tímida luz que asoma
por la ventana de la vida
como un lucero en ciernes
despierta el alma del mundo
para saludar al sol
de medianoche

Después del agua

Polvo de estrellas
claro de luna marina
la vereda serpentea
bajo la intensidad
de la luz nocturna
que ilumina esta lluvia
de luciérnagas

Estatua

Los pájaros que pueblan tu silencio
presagio de ojos blancos
sin pupilas
y una perpetua inercia
de sombra en movimiento
dan fe de tu existencia

Clausura insomne

La puerta de la noche hacia la noche
de otro sueño
tiene un letrero en sepia
que dice al visitante
durante la vigilia
«Cerrado por derribo»

Barrio antiguo

Los duendes y fantasmas
que habitan estas casonas
mantienen cerradas
todas
las puertas y ventanas
para impedir el paso
de las horas

Acumulación de ausencia

La estrada formada
con el paso de los siglos
por una ciudad
es endecha de la noche
poblada por los sueños
de todos sus fantasmas

Dualidad

El reflejo
de la luz del día
en el agua cálida
proyecta en los muros
los sueños que tuvo
la oscuridad de la noche

Nostalgia

La distancia se peina
con el viento de jóvenes ausencias
que duermen arrulladas
por el rumor en lontananza
de su paso al olvido

Oscura certeza

Silencio insomnio sombra
que oculta el tremedal de las inercias
angustia que acumula esta parálisis
saber que pasa el tiempo y yo me quedo

Incendiaria

Vienen a beber
del fuego que ahoga
mi sed insaciable
de venganza

Contrariedad

Esparcí el polvo de la memoria
sobre los campos alegres del olvido
y la hierba entristeció

Sepultura

La sombra primigenia
de una flor en agonía
yace bajo pétalos caídos

FIN


Poemas breves: 15a entrega

Emil Schildt

Transición

Entre sol y luna
remanso en el crepúsculo
suspenso del ocaso
luz que mana ensangrentada
como un último suspiro
del día moribundo

Bosteza el dios de fuego
manantial del paisaje
que tiñe de rojo el cielo
y el horizonte
durante un instante inmortal
ante la proximidad
de la noche

Libertad

Son almas aladas
los pétalos blancos
de irrepetibles fragancias
cuando vuelan por los aires
que respira el mar
entes del cielo
que rascan las montañas
atisbos de pureza
liberados al morir
la rosa de los vientos

Otoño

Como pétalos de flor
que muere
las hojas del árbol
se desprenden
y se deshoja
también el calendario
al caer los días

Cadáver

Los párpados caen al suelo
como pétalos que pierde una lila
y los ojos miran al vacío
se asoma la muerte a la vida
por última vez

Sepultura

La sombra primigenia
de una flor en agonía
yace bajo pétalos caídos

Bonzo

Cuando se prendió fuego
la muñeca enjaulada
hizo de su protesta
la solución al problema
y desde entonces
en el limbo de las almas
libres del mundo humano
boga una más

Casi un poema

Comentó que las mañanas
en su comunidad
olían a campo y amor
antes de las granjas porcícolas
y lo hizo además
en un tono
de inocencia tal
que amé su comentario

Al morir el día

Del beso nace un sol crepuscular
en el sueño de los labios
el sendero de la piel
y un remanso a la luz
del plenilunio en ciernes
el beso pospone la realidad
para tiempos de horror

Invasión

Los golpes que rompen
el silencio circundante
han abierto grietas
por las cuales entra
luz del mundo humano
a mi noche personal

Incendiaria

Vienen a beber
del fuego que ahoga
mi sed insaciable
de venganza

FIN

 


Poemas breves: 14a entrega

Cosas de ninfas

Una fogata musical
para que dancen las libélulas
a la pálida luz
de la luna menguante
mientras tiene lugar
el idilio del bosque
la fiesta de su magia
promiscuidad obscena
de las almas descalzas
que habitan los cuerpos
y las mentes
de las viejas brujas
en sus aquelarres

Oh Dios de los hipócritas
el bosque no es apto
para las almas recatadas
de tu rebaño

Escarcha

I
Parálisis del rocío
por el frío

II
Cuando el miedo paraliza
reclamo del tiempo al animal
(generalmente humano)
por vegetar

III
La escarcha de azúcar
es abulia edulcorada

IV
Una copa escarchada
hiela el beso a los labios
de su próxima víctima

Delirio etílico

Un beso de media luna
dormido en mi baso
y una mujer desnuda
mojando la botella
con su abrazo
y acaso la música de una ballena
soñé que despertaba
estaba llena
la besaba
me besaba
y era mía
(la botella)

Paraíso

Belleza femenina en abundancia
como una borrachera de milagros
a la orilla del mar

Ebrio de gozo yo
me dejaba crecer
el cielo entre las piernas
cuando estalló de pronto
la estrella que nacía

Identificación

Desnudos en la playa
sin dejar de mirarnos
ella trenzando espigas
yo mojando los labios
nos identificaba
el deseo momentáneo
de que ardiera en llamas
una lancha en el pantano

Mujer nueva

Cuando sonríe su mirada
tímida luz que asoma
por la ventana de la vida
como un lucero de polvo
despierta el alma del mundo
para saludar al sol
de medianoche

Origami

Las figuras palpitan
por algún poeta
que dejó el corazón
en el papel

Que llueva

y que lleve a donde llueva lo que lleva
para que sea lo que sea
tenga por lo menos
compañía

Camaleónico

Un vampiro medieval
que llegó hasta nuestros días
entre túnica y sotana
sin volver a ver el sol
ahora viaja por el mundo en su ataúd
con el circo itinerante
del horror

Ceremonia

Los fanáticos de Poe
usaron su cráneo
para beber las pesadillas
del cerebral autor
hasta una borrachera
de la que jamás
despertarían

FIN

 


Poemas breves: 13a entrega

Fruta jugosa

La caricia de tu voz
mirada intensa
deseo que borbotea
líquida comunicación
agua intangible
y el contacto con tacto
la humedad de tu piel
húmedos besos
inundación acuática
de placer
entre los muslos
tu voz ahora
como cascada
moja el aire
la satisfacción emerge

Inolvidable

Mis manos tienen memoria
de un sorprendente placer
el regalo de tu piel
guardado bajo llave
desde entonces
en el viejo baúl
de la efímera gloria
que atesoran

Círculo vicioso

Padecía de obsesiones
que le quitaban el sueño el apetito
que le causaban pérdidas
de tiempo y de salud
más que la burocracia
la estupidez humana en general
pasaba por la vida obsesionado
con el tiempo los sueños la salud
todos los apetitos insaciados
sus pérdidas en vano
pensaba todo el tiempo
en el tiempo perdido
soñando con soñar

Indiana Jones

Ojos vivos emergen de la sopa
mientras víboras reptan en la mesa
de postre habrá cerebro
de simio simplemente rebanado
los ojos siguen viendo al comensal
hasta que los mastica

Prefiero a los caníbales
que respetan la vida
cuando no es de su especie

Estatua

Los pájaros que pueblan tu silencio
presagio de ojos blancos
sin pupilas
y una perpetua inercia
de sombra en movimiento
dan fe de tu existencia

Clausura insomne

La puerta de la noche hacia la noche
de otro sueño
tiene un lacónico letrero
que dice al visitante
durante la vigilia
“Cerrado por derribo”

Oscura certeza

Silencio insomnio sombra
que oculta el tremedal de las inercias
angustia que acumula esta parálisis
saber que pasa el tiempo y yo me quedo

Milagro en flor

Si Dios existiera
merecería morir
pero un colibrí
lo eximiría

Cadena perpetua

Un sepulcro
de por vida
me redime
por el crimen
de vivir

Juicios de valor

Para ti
la soledad
como castigo
para mí
su compañía
como premio

FIN

 


Poemas breves: 12a entrega

Enzzo Barrena

Todo lleno de nada

Desolación que respiro en un páramo de muerte
desolación eterna que abunda en este desierto
de sensibilidad
y este gélido invierno de hiel paralizante
como espejo de los ánimos
desolación que destila su resequedad
una piel tan marchita como el alma
desolación que mana de sus poros
donde yacen los cadáveres
de las flores y las plantas
desolación que vuelve de la tentativa de partir
perpetuando su espiral
de permanencia titubeante
como las olas que arrojan despojos
una marea de amargura insomne
que inunda la playa
desde su intangibilidad
hasta invadir tu mente a través de los ojos
y hacer que lloren

A tu salud

Brindemos por la lluvia
que nos repliega en casa
refugio de la música
del vino y de la charla
brindemos por tus ojos
su mirada
la cándida sonrisa
que ilumina tu rostro
la penumbra del parque y de la plaza
las aceras sombrías
las calles empedradas
el farol asediado
por polillas
mariposas nocturnas
un cielo de murciélagos distantes
brindemos por el beso
que hizo cómplice al frío
y al instante

Sinopsis de un loco amor

De pronto en la enramada
la lluvia dispersó a quienes sobraban
y se quedaron solos quienes lo requerían
una mujer y un hombre protagonizarían
la historia de un romance desquiciado
la pareja saltó de la mirada
para tomar el cielo por asalto
pasó de la fogata y el incendio
de fuego y de pasión a las cenizas
y del amor al odio
dejando en su camino más destrucción y muerte
que ninguna película romántica
(no cuentes el final)

Sabiduría del autoengaño

(Monsiváis dixit)

La historia se lame las heridas
con saliva del olvido
y entierra su pasado
capítulos de oscuridad sin memoria
catacumbas que niega la mentira
con tierra fértil de gusanos
para cosechar amnesias colectivas
alegres espejismos
esperanzas de un futuro promisorio
felicidad más ilusa
que ilusoria

Melancolía

La tristeza que inunda
las casas en otoño
manará de tus ojos
para colmar de lágrimas
los días y sus noches
una tristeza dulce
como notas de un piano
seguido por un chelo
y el lánguido lamento
de un viento monocorde

Pequeñez humana

A la sombra del tedio
y en la cueva del odio
con la piedra del miedo
se agazapa el cobarde
para rezar al dios de los hipócritas
la miseria del séquito
de sus alados ángeles
¡qué patético!

La rutina

De lunes a viernes
laberinto en ciernes
fines de semana
la casa por la ventana
y en la escapatoria
la efímera gloria
de una vez al mes
una cana al aire
y engaño al socaire
del estrés

Canción

Pueblo viejo
sin fortuna
su laguna
como espejo
de la luna
se secó

Destello, o el triste cuento de la brevedad

Érase una luz
que brilló una vez
en alguna parte
y nunca jamás
fin

(Desde entonces todos los cuentos comienzan con el resumen de esta desoladora historia: Érase una vez)

Furia

Vorágine que mana del instante
y emana por instinto
del pensamiento espurio

FIN


Poemas breves: 11a entrega

Ayuda humanitaria

Lapidemos al viento
que silba en el páramo
de los sueños
para que los álamos
sin alemas
sin hojas
duerman hasta la muerte
de sus últimas horas
y que nunca despierte
su inocencia centenaria
que muera en el remanso de la noche
perpetuado
que muera en la calma
que sigue a la tormenta
cuando amaina y escampa
que muera tranquila
por favor
así dormida
sin dolor
sin agonía

Irrealidad onírica

Se agolpan las noches
entre las ramas de los árboles dormidos
irrumpen en sus sueños
y rompen el silencio
que acumularon los siglos
se agolpan las cielos
con una explosión de pájaros
al amanecer

Menudos milagros

Que cigarras y grillos
hagan del aire con su música
lo que hacen las luciérnagas
con su luz
o sea
lo que un colibrí
con su vuelo
o sea
lo que una libélula
con su magia
menudos milagros
que así sea

Epidemia

Las almas mediocres
no quieren superar su mediocridad
sino adocenar su condición
como si dejaran de ser almas
por voluntad propia
las almas mediocres
son más mediocres
que almas

Llorar

La mirada inunda su tristeza
con el llanto de las nubes
al alcance de la mano
sus lágrimas anegan
y ahogan las ausencias
en la distancia gélida
que acaba por helar
la trémula nostalgia

Avance informativo

En el umbral del día
la sombra de las nubes
auguran tempestad
intempestiva
que cierne oscuridad
como adelanto
de la noche que asoma
su impaciencia

Paradoja

Los pasos que suenan a tus espaldas
cuando caminas a solas
por calles desoladas
son el eco de tu miedo a la soledad
y te acompañan

Perspectiva

Nadie nunca está solo
si acaso atiende a las ausencias
para ignorar las presencias
que lo acompañan

Simultaneidad

El trigal se peina
con el cierzo que acaricia
la piel que desnuda
se baña de sol

Fin del cuento

El reloj sufrió un infarto
y ella expiró de confusión
sin confesarse

FIN